20111221


Artista del desenfreno, rostro de las maravillas.
Dulce pintor silvestre el azul de los matojos.
Ventana abierta la del conocimiento, su puerta,
su salida es su entrada y su fin su principio.
Desconozco el matiz de los sentimientos,
la inteligencia existe en los sentimientos,
existe en su profunda y única verdad.

Lluvia sobre los hombros doloridos de Atlas, 
sabio maestro de la arquitectura del mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario